Una vida tan atareada

“¿Dónde lo he puesto? ¡Ah, aquí estas!”. Miraba los bultos bien ordenados y comprimidos, mientras los apretaba con la mano: “Yo creo que no cabe nada más. Bien ahora debo ir a comprar las cosas que me faltan”. Realizó su ritual antes de salir: calzarse, peinarse, coger las llaves, ajustarse la gorra, deslizar los dedos por la figura del canguro en busca de protección y subirse los calcetines, aunque fueran tobilleros. “Un momento ¿y las llaves y el monedero?, grrr”.

Mochila

En las escaleras pensó: “¡Qué ajetreo, vaya día que llevo!”. Había sido un día duro de trabajo, “bueno y cuándo no lo es”. Era todo un trajín: el trabajo que se amontona, reuniones, leer documentos, comer, relacionarte. Llegar a casa y remangarse para que este confortable, adelantar trabajo, leer, “hoy no puedo quedar que tal el jueves”, descansar, vamos, lidiar con pensamientos velados en la cama, dormir y un nuevo día.

En la tienda pensó: “Está llena, para dos cosas que necesito”. Por mucho que corría entre los estantes no era capaz de adelantar al tiempo. “Tengo que organizarme, tal vez designar unos días fijos para comprar. ¡Vaya precio tiene la fruta!”.

En la calle de vuelta a casa pensó en el trabajo, la cantidad de curro que tenía que realizar, las personas que tenía que visitar, el… menos mal que en su vida profesional tenía una “especie” de agenda. Cuánto sufría en el trabajo, pero le encantaba; no sufrir, su trabajo. Era su pasión. Quién lo hubiera dicho, de lo que estudió a lo que se dedica. Pero unos días de descanso no le vendrían mal, “aunque sea cinco minutos en el sofá”.

Subió las escaleras, sacó las llaves, abrió la puerta y se quedó mirando fijamente los bultos apretados. Miró la bolsa de la compra: crema protección solar y mata-mosquitos. Se sintió un poco tonta. “Es verdad mañana me voy de vacaciones”. Su cuerpo se relajó, puso una canción en el tocadiscos y, mientras silbaba, acabó de preparar la maleta, giró al ritmo de la música y se sentó en el sofá a repasar mentalmente sus planes de vacaciones.

Te invitamos a suscribirte al blog o visitarnos en las redes sociales, no sin antes pasarte por nuestro último post: ¿Quién eres?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s